lunes, 29 de agosto de 2016

SÍ AL "MOREBÚS",NO A GRACO RAMÍREZ por Fernando Martínez


El transporte público en el estado de Morelos es de pésima calidad, sucio, lento, inseguro.

Los conductores de camiones son groseros con las personas; no les importa si son señoras, jóvenes, ancianos, discapacitados.

Hablemos de la capital del estado, Cuernavaca, que se supone debiera ser un poco mejor el transporte, pues es en esta ciudad donde se concentra la mayor cantidad de "empresarios morelenses". En Cuernavaca, las unidades de transporte público (que en Morelos conocen como "Rutas") tienen en las puertas de entrada y salida lo que le llaman "Contadores de pasajeros", que son dos postes y cada uno de estos a los lados donde se supone se registra la subida o bajada del usuario. estos animales (con el perdón de los animales) gritan a las personas, les insultan, las regañan o las maldicen porque sin quererlo obstruyen los contadores.

Las personas obstruyen los marcadores por diferentes circunstancias, porque los analfabestias de los choferes llenan los camiones, porque la gente se sube para pedir informes de hacia dónde va y después quieren bajar, porque se recargan con el cuerpo, porque las bolsas o mochilas tapan estas máquinas contadoras.

Algo que nunca he entendido ¿cómo es que los contadores registran cuando las personas subieron, pero si alguien baja por la puerta delantera no? o tal vez sí, pero los choferes entonces ¿por qué dejan bajar por adelante? ¡no entiendo!

¡¿Cómo tienen el descaro los conductores de camiones de Morelos en oponerse a la construcción del MOREBUS si su servicio es pésimo?!

Las unidades son viejas, no las limpian, no las arreglan, no le dan mantenimiento en lo más mínimo a los interiores, los conductores hacen paradas donde quieren y cuando quieren, rebasan sin precaución y se pelean con los automovilistas.

Es un transporte inseguro porque jamás hay vigilancia dentro de ellos, el tráfico que provocan es insultante; por ejemplo, en la Avenida Plan de Ayala, que es una vía importante en Cuernavaca donde más transitan todas estas rutas se ve diario y a todas horas que los choferes de transporte público no les importa el reglamento de tránsito y hacen parada en doble fila.

El transporte en la capital de Morelos es muy caro: los primeros 2 kilómetros cuestan $6.50.


Las unidades están además de viejas inseguras porque los asientos están mal puestos, no hay espacio para las piernas de las personas, hay una confusión total por parte de los usuarios porque no saben si el chofer respeta las paradas autorizadas o no.

Entonces si está comprobado que la calidad del transporte público de Cuernavaca es tan pésimo como el peor de los pueblos bicileteros el Morebús sería una excelente alternativa para acabar con esta bola-plaga de estúpidos e irrespetuosos. Aclaramos que en el momento en que se escribe este ensayo no apoyamos al gobernador de Morelos Graco Ramírez, a quien consideramos una persona vengativa, oportunista, irrespetuosa con las autoridades académicas y eclesiásticas del estado que gobierna.


Pero esta idea dentro de su gobierno creemos que sí beneficiaría a los ciudadanos de MorelosOjalá y los analfabetos choferes pudieran entender que el Morebús les quita ciertas rutas pero podrán ponerse a trabajar dentro de este como pasó en la ciudad de México en la Avenida Insurgentes, el MetroBús de la CDMX logró que no pelees con el chofer porque no tienes contacto con él, no le tienes que hacer la parada, no le tienes que pagar personalmente, no te peleas porque no te dio bien tu cambio, no le tienes que gritar “bajan” porque las paradas son “de ley”.

Conociendo la infraestructura de la ciudad de Cuernavaca, que es donde se quiere poner en marcha el Morebús, no da para poner muchas líneas (desgraciadamente), porque Cuernavaca no está planeada como ciudad, es un pequeño poblado que fue creciendo poco a poco y no tiene avenidas centrales, las calles son muy angostas, existen muchas calles cerradas, las colonia no colindan con vías primarias porque o no hay o son muy pocas.

Entonces que los cerdos (con el perdón de los cerdos)de "los ruteros" (como les dicen en Morelos) no se espanten porque su trabajo no se les va a quitar (que yo rezaría porque así lo hicieran) que pueden seguir con otras vías o pueden entrar al proyecto del Gober Graco. 

Por eso y muchas cosas más, en Morelos se oye a la gente gritar: 

"SÍ AL MOREBÚS, NO A GRACO RAMÍREZ"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada