jueves, 10 de noviembre de 2016

La sociedad sin relato Por Jerónimo Repoll


Dice García Canclini, en La sociedad sin relato. (1) que:

"Un mundo acaba no sólo cuando hay que archivar las respuestas, sino cuando las preguntas que las organizaron pierden sentido" (pág. 42).

"El giro transdisciplinario del arte, de la antropología y de la sociología configura una situación del saber en la que entran en conflicto el análisis sobre procesos estéticos que realizan estas ciencias con experimentaciones desarrolladas por artistas y con las situaciones interculturales de circulación y de recepción. 


Cambian también los modos en que las obras y las experiencias artísticas son reinterpretadas o disciplinadas por las instituciones que las exponen" (pág. 46)

"No basta hablar de giro transdisciplinario del arte ni remodelar los proyectos artísticos en conexión con las ciencias sociales. 

Sabemos que hoy la práctica del arte, sus formatos y su comunicación, se modifican al interactuar los artistas plásticos con las tecnologías audiovisuales y digitales. 


Si bien el cine y la televisión venían estimulando la reelaboración del trabajo artístico desde mediados del siglo xx, el vasto despliegue del video, las animaciones por computadora, los videojuegos y los usos multimedia de teléfonos móviles hicieron estallar los límites previos de las artes visuales" (pág. 47-48)

"La etapa más reciente está representada por la web 2.0, donde circulan tantas 'creaciones' de artistas y de usuarios, lo que los creadores inician y otros modifican, que se desdefinen las fronteras entre arte y no arte" (Pág. 48)

"Más que obras y espectadores, encontramos flujos que circulan a través de objetos, personas e imágenes. Quienes proveen contenidos no son sólo profesionales. Se democratiza la innovación, entramos en una era de innovación abierta y multidireccional. 

El uso exuberante de nociones vaporosas como multitud no ayuda a definir el carácter de los actores ni de las interacciones en la red, ni hallamos todavía conceptos apropiados para valorar sociológica y estéticamente lo que es creativo e innovador en esta ecología comunicacional"(Pág. 48)

"La reubicación de las artes que comenzó a entrever Walter Benjamin a propósito de la 'reproductibilidad mecánica' se ha complejizado y expandido en un tiempo de intertextualidad electrónica" (Pág. 49)

"En las propuestas teóricas y en los resultados de investigaciones, más que fundamentos o conclusiones, experimentamos senderos y enigmas de saber" (Pág. 63)

Del texto podemos inferir que nos encontramos ante un nuevo régimen de organización de las prácticas artísticas, políticas, sociales y culturales: el régimen de la ecología comunicacional. 

Ahora bien, la pregunta clave a responder es: ¿cuál es el régimen de la ecología comunicacional? ¿cuáles son sus reglas? ¿tiene reglas? ¿cómo ordena y desordena? ¿cuál es el mecanismo de inclusión y exclusión? ¿quiénes son los actores que establecen el rumbo de la ecología comunicacional? 

¿Son los usuarios, las empresas, los gobiernos? ¿cómo reconstituye las esferas sociales, políticas, económicas y culturales originadas en un mundo analógico? aquí lo dejo, pero las preguntas son muchas para pensar este nuevo mundo al que estamos viendo nacer.

(1) García Canclini, La sociedad sin relato. Antropología y estética de la inminencia, Katz, 2010, México D. F. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada